magnify
formats

La tecnología 5G, más cerca de lo que creemos

Publicado en 30 octubre, 2016
Compartir

La evolución de la tecnología 5G desde la primera generación

Los primeros teléfonos móviles de primera generación sólo servían para hacer llamadas y enviar mensajes de texto; eran los llamados 1G. 10 años más tarde llegarían los 2G, que ofrecían la posibilidad de tener Internet en el teléfono. A medida que los usuarios demandaron velocidades mayores, nació el 3G, en 2011. El objetivo del 3G era facilitar la transferencia de archivos multimedia con una velocidad hasta siete veces mayor que la ofrecida por la telefonía estándar.

La evolución de la tecnología que utiliza el 3G, dio lugar a la aparición del 4G. La conexión 4G se basa en la convergencia de cables y redes inalámbricas con velocidades máximas de transmisión de datos hasta 10 veces mayores que la 3G.

Actualmente, se empieza a hablar de tecnología 5G, desarrollada por empresas como Samsung, Ericsson, Apple y otros gigantes tecnológicos. A diferencia de los precedentes, se espera que alcance velocidades de hasta un 1 gigabit por segundo, lo que la convertiría en hasta 100 veces más rápida que la 4G. Esto se traduce en que podremos descargar películas en el ordenador en un segundo.

En algunos puntos del planeta, el avance hacia la tecnología 5G podría retrasarse un poco. En América Latina, Uruguay es uno de los países más adelantados en este sentido, ya que dispone de tecnología 4G en un 84% de su territorio, pero si nos vamos a México, la disponibilidad se reduce hasta el 60%, y en Ecuador, apenas alcanza el 39%.

¿Qué es la tecnología 5G?

El 5G se trata de una tecnología de quinta generación de telefonía móvil que se encuentra sin estandarizar. Las principales empresas de telecomunicación del mundo están desarrollando sus prototipos y se prevé que el uso común de esta tecnología llegue en el año 2020. Sin embargo, la previsión de que todo el mundo utilice la conectividad 5G, se espera que llegue en el 2025.

Como era de esperarse, la carrera hacia la conquista del 5G ya ha comenzado y la promesa para los usuarios no hace más que incrementar el deseo de que el momento llegue: descargas de megaarchivos de 50 GB en menos de 80 segundos, capacidad total de descarga de material audiovisual, teléfonos con un tera de almacenamiento, internet de las cosas y mucho más.

El nuevo hito lo ha marcado la empresa Ericsson, que consiguió recientemente alcanzar velocidades de 5 Gbps reales en una prueba pre-estándar en Suecia. Si conseguimos llegar a esto, el cambio significaría un aumento de 70 veces la velocidad que actualmente alcanzan en España las redes 4G, o lo que es lo mismo, 75 Mbps aprox.

La compañía Ericsson afirmó que el objetivo no era simplemente realizar una prueba comercial de la nueva tecnología, sino seguir trabajando para que algún día llegue a formar parte de la cotidianidad de todos los usuarios. A diferencia de las anteriores pruebas realizadas por otros fabricantes provenientes de Asia, las pruebas de Ericsson han superado los límites de velocidad, ya que los fabricantes asiáticos habían conseguido llegar a 1 Gbps. Se espera llegar hasta los 10 Gbps en algunos años, lo que significará tener una velocidad de internet hasta 100 veces más rápida que la actual, con todo lo que eso implica en muchos aspectos de nuestra vida.

¿Qué permitirá la tecnología 5G?

La tercera revolución de las comunicaciones móviles se espera que llegue en el año 2020, de la mano de la tecnología 5G, lo que nos convertirá en una sociedad hiperconectada. Esto quiere decir que nuestro acercamiento hacia el uso de Internet será diferente, mucho más eficiente e interconectado. Esta tecnología permitirá, por ejemplo, la conexión de máquinas con teléfonos, sensores, vehículos, etc.

Por eso adelantábamos previamente que el Internet de las cosas tendrá un fuerte vínculo en los próximos años y cambiará para siempre nuestra forma de navegar. Cualquier objeto cotidiano al que se le pueda añadir la electrónica para la comunicación por medio de sensores inalámbricos, se podrá conectar a internet. Y a partir de esta idea, podemos pensar en miles de aplicaciones cotidianas: programar la lavadora desde el trabajo a través de una aplicación móvil, conexión de dispositivos médicos en hospitales y un largo etcétera que nos sorprenderá, sin lugar a dudas.

En un simposio reciente organizado este año por la Universidad Politécnica de Valencia, se adelantaron recientemente los últimos proyectos para mejorar la velocidad de descarga de nuestro país. Se explicó en dicho encuentro que el escenario de la tecnología 5G en el ámbito de las ciencias se relaciona directamente con la capacidad de interconexión e Internet de las cosas.

A partir del año 2020, las personas en todo el mundo tendremos la capacidad de trasladar de manera instantánea información proveniente de Internet y de nuestro entorno cercano, a través del uso de varias aplicaciones entre las que destacarán, muy probablemente, aquellas que tengan como objetivo mejorar la calidad de vida de los ciudadanos y ofrecer una mayor seguridad a estos.

Para poder dar el paso, será necesario que las mayores empresas de tecnología desarrollen las redes móviles, haciéndolas capaces de integrar y gestionar todos los dispositivos y objetos que estarán conectados en la macro red del futuro. Dicha evolución de las redes móviles ya ha empezado y está avanzando a pasos de gigante.

Desarrollo comercial de la tecnología 5G

Se prevé que tras la estandarización y puesta en marcha de las redes 5G, vivamos un importante desarrollo comercial, empezando por el sector de la automoción. Según defienden algunos expertos en tecnología, la comunicación entre vehículos será el ámbito perfecto para el desarrollo de sistemas de seguridad para los ciudadanos. En este sentido, la integración de las nuevas tecnologías, proporcionará avances en el guiado, conducción asistida autónoma y sistemas anticolisión. De hecho, algunos fabricantes ya están integrando algunas funciones a sus productos.

En el encuentro realizado en Valencia, se destacó también el sector de la salud como uno de los principales ámbitos de desarrollo para la tecnología 5G. Los sensores médicos facilitarán el seguimiento de los pacientes y serán una herramienta eficaz para la detección precoz de algunas disfunciones, especialmente en aquellas personas con riesgos específicos. También será posible el diagnóstico anticipado sin necesidad de monitorización constante en el centro médico, a través de dispositivos implantables o tecnología weareable (usable o ponible).

Claramente, para la creación de todos estos dispositivos, las industrias ya se están empezando a mover, con investigación, formación específica de profesionales e inversión en los primeros prototipos. Veremos que, la capacidad de Internet de cambiar el mundo y nuestras actividades cotidianas, volverá a hacerse notar pero de manera mucho más importante que hasta ahora. Hablar de smart cities, fábricas inteligentes del futuro, logística 5G, etc. será algo muy común en los años venideros.

Te invitamos a mantenerte en contacto con nuestro blog para seguir recibiendo la mejor información de actualidad en tecnología e internet.

 
 Share on Facebook Share on Twitter Share on LinkedIn
© Copyright Educacionline - Todos los derechos reservados - Tel.: 902 10 14 10