magnify
formats

Educación y tecnología: modelos pedagógicos más tecnológicos

Publicado en 10 diciembre, 2016
Compartir

La revolución digital ha llevado a que la educación y la tecnología se conviertan en un binomio inseparable. La unión de ambas hace posible alcanzar modelos pedagógicos mucho más avanzados e innovadores a través de los que los estudiantes determinan sus estudios a través del aprendizaje experiencial.

La educación es un factor determinante para la vida y la forma de hacerla llegar a las personas determina cuál será el futuro de las sociedades dentro de algunos años. Ahora, más que nunca, vivimos inmersos en un torbellino de múltiples posibilidades para aprender, aunque el campo fundamental de desarrollo del binomio educación y tecnología es el eLearning. Este sector, del que formamos parte, está evolucionando a pasos agigantados; de hecho, se estima que el mercado global crezca hasta un 8% anualmente en educación digital.

En nuestro país, la mayoría de centros educativos cuenta con herramientas digitales, el 83% tiene conexión WiFi y existen varios centros de educación online donde acceder a este tipo de estudios. Además, las previsiones auguran un crecimiento de la educación a distancia por Internet (en niveles universitarios superiores) mayor. En el corto plazo, las analíticas de aprendizaje y algunos nuevos conceptos más, tomarán el protagonismo en el sector educativo. A continuación, explicaremos cuáles son las nuevas tendencias en modelos pedagógicos que van de la mano con el uso aplicado de la tecnología.

Realidad aumentada

Se espera que para los próximos años, la realidad aumentada y la realidad virtual sean parte del día a día del ámbito educativo. Esto se aplicará no solo en la educación universitaria, sino también en los colegios y el bachillerato.

Por ahora, se está empezando a utilizar la realidad aumentada como medio de fijación de algunos conocimientos adquiridos de forma teórica en el ámbito de la medicina. Los estudiantes pueden realizar prácticas de los procedimientos médicos aprendidos utilizando la realidad aumentada. En algunos casos específicos difíciles de replicar para poder hacer las prácticas, este tipo de tecnología resulta de gran utilidad.

Educación y tecnología mobile

Una de las tendencias clave en educación y tecnología es el Mobile Learning, que exprime las herramientas digitales para los teléfonos smartphone con la finalidad de aprender. El teléfono ha dejado de ser un utilitario básico de comunicación y se ha convertido en una prolongación de nosotros mismos. Por este motivo, resulta bastante natural poder utilizarlo para algo tan vital como es la educación.

Cada vez es más común el uso de los teléfonos móviles para aprender algo nuevo. La mayor fortaleza de este medio es su capacidad de soportar diferentes contenidos digitales y la portabilidad del mismo. Esto permite que cambie completamente el modelo educativo, ya que no es necesario estar en un lugar concreto pero poder estudiar. Es posible llevar el móvil al campo, a la montaña, a la playa, al metro, etc. No entiende de vacaciones y forma parte de nuestro día a día. Esta capacidad de movilidad permite llevar al extremo la flexibilidad en educación y esto es algo que cada vez tiene mayor valor para los jóvenes.

Asimismo, la calidad de la red que cada vez es más alta, permite que exista una mayor conectividad a través de estos pequeños aparatos. Esto nos permite organizarnos de mejor manera y estar siempre en contacto con los tutores, profesores y otros compañeros de estudios. Con el paso del tiempo, la tecnología móvil ha permitido que en los teléfonos sea posible tener una mayor capacidad de memoria y almacenamiento, lo que hace posible el uso de distintos formatos de contenidos. Actualmente, es posible estudiar a través de juegos, mesas táctiles, realidad aumentada, etc.

El Internet de las cosas

Para quienes estaban acostumbrados a que el teléfono fuera inteligente, llega el Internet de las cosas. Ahora es posible que camisetas, relojes, neveras, zapatillas… sean también inteligentes, digitales y conectados a la red. Lo más interesante de esto es que puedan asistirnos en todo e incluso, en el aprendizaje.

El Internet de las cosas puede significar un gran cambio en la educación y tecnología, ya que puede mejorar la comunicación entre profesor y alumno y puede ayudarnos a interactuar mejor con nuestros contenidos. Desde un punto de vista educativo, la realidad virtual, la realidad aumentada y las animaciones en 3D, pueden ser mucho mejor aprovechadas gracias a los weareables.

El uso de la impresión 3D es otro paso para convertir ideas en algo físico y esto está cambiando muchísimo los procesos de aprendizaje, ya que fomentan el valor del proceso creativo, tanto colectivo como individual. El conocimiento de todas estas herramientas mejora el proceso de aprendizaje y empieza a quedar atrás la escuela clásica a la que estábamos acostumbrados hasta este momento.

La cultura de la colaboración

Otra de las tendencias en educación y tecnología es la cultura de la colaboración. Cada vez es más natural que exista una predisposición por parte de cualquiera para mejorar el proceso de aprendizaje de otras personas, incluso anónimas. Cada vez existen más comunidades educativas que hacen que la colaboración sea un motor muy importante para aprender.

También están empezando a surgir algunos marketplaces de educación que quieren consolidarse como herramientas de pago en el ámbito de la formación, lugares donde sea más fácil y accesible la compra de cursos o contenidos de educación de todo tipo. Las startups de educación también están intentando hacer que la enseñanza sea algo más accesible y recogen el factor de la ubicuidad de las redes para conseguirlo.

Las nuevas iniciativas empresariales en educación y tecnología intentan fortalecerse a través de las redes sociales y el uso de la economía colaborativa; esta nueva tendencia se extrapola a todos los ámbitos de la educación, ya que incluso entre los mismos estudiantes, es posible ver esta apertura sin precedentes.

La robótica y la impresión 3D nos llevan a hablar de una cultura maker; pero no podemos dejar de mencionar la formación inmersiva como nueva forma de revolucionar el e-learning y los entornos virtuales que fomentan la colaboración y la participación en comunidades educativas a distancia. Además, una de las tendencias más importantes para los próximos años en educación y tecnología será la hibridación o combinación de diferentes tecnologías en métodos innovadores con efecto multiplicador.

Educación y tecnología: ¿qué cosas cambian?

En los modelos tecnológicos de enseñanza existe un fuerte apoyo de la psicología y la sociología, ya que el modelo se basa en una planificación minuciosa de actividades y recursos; lo que da lugar a un tipo de aprendizaje muy definido en el cual la actuación del profesor se aplica a una relación activa y bidireccional.

El modelo tecnológico requiere de la actividad del alumno, que no se limita a realizar una simple secuencia de actividades propuestas por un profesor, sino que se encarga de forma independiente de alcanzar sus propios objetivos.

En cuanto a los contenidos de las materias, el modelo tecnológico deja poco lugar a la improvisación, ya que los contenidos se crean utilizando recursos y materiales tecnológicos que se preparan con antelación. El papel del maestro es bastante más amplio, ya que debe tener facilidad para poder crear estos contenidos y porque debe saber gestionar un tipo de comunicación a distancia de manera correcta y eficaz.

 
 Share on Facebook Share on Twitter Share on LinkedIn
© Copyright Educacionline - Todos los derechos reservados - Tel.: 902 10 14 10